21.8.07

¡¡DF!! Regresé...

Viernes por la noche, una botella de vodka con jugo de uva en la mesa. Miedo, soledad, tristeza...
No me di cuenta cuando dije que "si" al sonar mi celular, Mein Leben llamaba desde la hermosa ciudad de México para venir por mi, cursilerias... poco dinero, ganas de estar juntos... ¡Demonios! pero finalmente estaba a medio día en la carretera con mi inseparable Ale esperando a que Mein Leben consiguiera como irnos, alguien accedió y qué dificil!!! la facha de Mein Leben y la mía era muy oscura.
Señoras y señores, andar de "ray" es de esas experiencias que me faltaban vivir... jaaaaaaaa... en un trailer que tanto me gustan, blanco, con un chofer bastante amable, corrimos con mucha suerte...pero no sé si quiero repetir. Je... Siempre me he considerado un hada que sabe sus limitaciones y responsable, capaz y calculadora, este fin perdí el estilo... el amor me movió... (¿o era miedo?)
Pero no me arrepiento, me hacían falta esos ratitos en los que recordaba mis rumbos, caminar por la noche en Reforma y ver el Angel, el centro, ¡hasta el Sangrons de los Azulejos!, la Zona Rosa, el metro, el Dada X, Bellas Artes, Potrero... Insurgentes. Recordar lo qué era me hizo muy felíz.
Por la noche nos dirigimos al Viva Glamm que ya no pudimos llegar pero en fin. Me dolió el corazón ver que tocaría la Casta y no poder ir tampoco, pero la pasé bien, esa noche fué mágica. Realmente destallaba esperanza. Hasta le pedí a la Luna que así fuera siempre, eso era lo que quería para mi... pero siempre es tan fugaz la felicidad, no dura... no me dura.
Y luego vino la hora de los reencuentros, qué feliz me senti al abrazar a Fran, Lu y Renato. Me sentí segura. Hacía falta. Aunque siempre he odiado las despedidas, esta era necesaria... sino capaz que me tendrían que ir a sacar de la carcel... JA...
A lo mejor no estuve en la gran fiesta, a lo mejor no aproveché el tiempo lo suficiente con el clan Fran, Lu y Renato por estar más preocupada por Mein Leben y por mi vida... pero a decir verdad, ese regreso a mi ciudad, recordar lo intensa que soy, ver que allá caminaba segura a paso firme creo que era justo lo que necesitaba para poner las botas en el suelo y sacar fuerzas de los recuerdos para ver que no estoy en medio de la nada, que puedo tener paz, solo tengo que quererlo. Las calles me recordaban que por ahí ya habia pasado y está en mi el querer ser lo que era o seguir en este pozo sin fondo, en esta oscuridad...
Tanto planear ir al DF para que en 2min decidiera ir a aventurarme... quién lo diría... pero estoy felíz.
Hada... ¿Volverías a hacerlo?
Claro, sentirme en casa me hizo muy feliz.
Gracias a Norma y Mario por su hospitalidad y por la leida de las cartas mua ha haaaaaa!!!
Gracias Hane por...
Gracias Lu por hacer que nos reunieramos, por estar ahi (y aqui) qué lindo detalle. ¿Te espero aqui eh?
Gracias Fran por hacer un espacio para nosotros, y qué casualidad tan chida que estuvieras también en la Cd.
Gracias Renato por todo. Yo también te extrañaba.
Gracias Ale por ser mi incondicional.
Gracias Mein Leben por tus actos... vi la diferencia y ahora puedo decidir mejor.
Sigo aprendiendo.

1 comentario:

l i l i t h dijo...

Espero que tengas la mente más clara...


y ya quita la mamada esta de la verificación de palabra...